Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» LIGA MASTERM
Miér 24 Ago 2016, 23:48 por Naki

» Naki vs Bartolomeo
Sáb 13 Sep 2014, 14:58 por Bartolomeo

» Ep-1: Piloto.
Miér 10 Sep 2014, 20:01 por Zura

» La furia de Zura
Miér 10 Sep 2014, 19:57 por Zura

» alfin orange
Miér 10 Sep 2014, 17:48 por Bartolomeo

» NPC zura :D
Mar 09 Sep 2014, 20:39 por Admin

» Episodio 2
Mar 09 Sep 2014, 19:31 por Zura

» Cualquier idiota empieza una aventura [Pasado]
Mar 09 Sep 2014, 17:49 por Zeroblaze

» buscando a la primera presa nace una nueva cazarecompensas
Mar 09 Sep 2014, 15:26 por Admin

Admin
Zura
Elite:

Normal:
Los posteadores más activos del mes


Episodio 1

Ir abajo

Episodio 1

Mensaje por asdf el Lun 25 Ago 2014, 14:37

Al fin llegué a Isla Karate, había venido aquí como polizón en un barco mercante, porque había oído hablar bien de los luchadores de esta isla y estaba decidido a comprobarlo.

asdf

Mensajes : 16
Fecha de inscripción : 25/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
505/505  (505/505)
Energia:
355/455  (355/455)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por Zura el Mar 26 Ago 2014, 09:19

Entras en la isla, hay mucha gente y dojos por todos lados

_________________








-Hablo-
Narro
Pienso
avatar
Zura

Mensajes : 88
Fecha de inscripción : 21/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
336/336  (336/336)
Energia:
366/366  (366/366)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por asdf el Mar 26 Ago 2014, 09:23

Entro en un dojo al azar para pedirle al maestro que me entrene.

asdf

Mensajes : 16
Fecha de inscripción : 25/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
505/505  (505/505)
Energia:
355/455  (355/455)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por Zura el Mar 26 Ago 2014, 11:38

Entras, hay varios luchadores entrenando, peleando entre ellos, y notas al maestro, sentado en una ezquina observando sus alumnos.
avatar
Zura

Mensajes : 88
Fecha de inscripción : 21/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
336/336  (336/336)
Energia:
366/366  (366/366)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por asdf el Mar 26 Ago 2014, 12:52

Off: Me gustaría un monólogo de entrenamiento. ¿Cual es el máximo de páginas?

On:Me acerco al maestro para pedirle que me entrene.

-¿Usted es el maestro de este dojo? Me gustaría entrenar un poco.

asdf

Mensajes : 16
Fecha de inscripción : 25/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
505/505  (505/505)
Energia:
355/455  (355/455)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por Zura el Mar 26 Ago 2014, 15:06

off: No hay una cantidad maxima, puedes hacer la cantidad que quieras, lo ideal para empezar son 8 o 10 paginas Wink
on:
-Si, por supuesto, la primera clase es gratis. Ve hacia alla, y comienza haciendo un poco de ejercicio. -te mando al fondo del dojo, un espacio vacio, bastante reducido-

_________________








-Hablo-
Narro
Pienso
avatar
Zura

Mensajes : 88
Fecha de inscripción : 21/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
336/336  (336/336)
Energia:
366/366  (366/366)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por asdf el Mar 26 Ago 2014, 16:44

Off: pues de 9 páginas, que ya me he acostumbrado del otro foro

On: Le hago caso y voy hacia donde me dijo para comenzar a calentar.

asdf

Mensajes : 16
Fecha de inscripción : 25/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
505/505  (505/505)
Energia:
355/455  (355/455)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por Zura el Mar 26 Ago 2014, 16:58

off: oka Very Happy
on: Te pide que hagas centadillas, flexiones, lumbares, y distintos tipos de ejercicio, luego de un rato, te pide que vallas al centro, y te coloca al frente de otro luchador, al cual te cuesta pero terminas venciendo, despues el maestro te felicita, y como premio te regala un traje de karate y unos guantes de full contact, que tenia guardados en un sotano, y te cuenta que son especiales, que eran de su maestro

_________________








-Hablo-
Narro
Pienso
avatar
Zura

Mensajes : 88
Fecha de inscripción : 21/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
336/336  (336/336)
Energia:
366/366  (366/366)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por asdf el Vie 29 Ago 2014, 11:50

Off: En el monólogo me he puesto las técnicas que creé porque mi intención cuando pedí el monólogo era aprenderlas, si quieres puedes subirme menos stats para compensar, o si te parece mal, directamente hacemos como que no las he aprendido y ya las aprenderé en otro monólogo.

On: Haciéndole caso al maestro me dirijo al lugar que señaló y comienzo a hacer unos ejercicios de calentamiento que aprendí en mi carrera como boxeador amateur para poder comenzar el entrenamiento más a tono y reducir el riesgo de lesiones, que en el boxeo, era mucho.

Tras unos minutos llega el maestro y comienza a darme órdenes.

-Muy bien muchacho, lo primero que cualquier luchador tiene que entrenar es su físico, por tu aspecto no diría que andes mal de físico, pero nunca está de más entrenarlo un poco. Ahora comienza con unas sentadillas, yo te diré cuando parar.

-Sí Sensei.

Rápidamente me puse a hacer sentadillas como me dijo. No paraba de corregirme detalles como la postura o lo bajas que eran las sentadillas, se hacía incluso molesto, pero no me quejé y traté de seguir sus órdenes en todo momento. Uno de los efectos colaterales de ser un esclavo durante años es que acabas siendo muy disciplinado, y por muy antipático que sea tu jefe, no te suele molestar, porque nunca llega a ser tan malo como la persona que decía ser tu dueño.
Estuve unos quince minutos así, a un ritmo bastante alto debido a la presión que imprimía el dueño del dojo, hasta que por fin decidió cambiar de ejercicio.

-Muy bien, ahora vamos a empezar con unas flexiones.

-Sí Sensei.

En todo momento me mostré servicial, atendiendo a todo lo que decía sin excepción y obedeciendo en todo lo que podía, agachando la cabeza cada vez que me recriminaba lo lentas que eran mis flexiones, o que no estaba bajando lo suficiente, y eso no ocurría pocas veces, ya que se pasaba todo el rato gritándome para que subiera el ritmo, aunque ya lo estuviera haciendo de manera perfecta.

Después de cien flexiones decidió que lo que estaba haciendo era demasiado fácil, así que decidió añadir algo de peso, poniéndome un cinturón de plomo, que debería pesar unos treinta kilogramos.

-Vamos, ahora haz otras cien con esto puesto.

-Sí Sensei.

También le hice caso, y aunque se notaba bastante la diferencia con el peso añadido, mi ritmo se mantenía constante. Tardé bastante más en acabar estas cien flexiones que las 200 anteriores, no solo por el peso añadido, sino también por el cansancio acumulado por los anteriores ejercicios, tanto las flexiones, como las sentadillas, pero aun así no me quejé.
Cuando al fin acabé las cien flexiones, de nuevo cambié de ejercicio.

-Muy bien, ya te puedes quitar ese cinturón, ahora haz lumbares, un buen karateka también necesita algo de flexibilidad.

Los lumbares siempre me parecieron un ejercicio bastante tonto, nunca me cansaban demasiado ni comprendí jamás que parte del cuerpo se supone que estoy entrenando, tal vez eso sea debido a que desde pequeño he tenido una flexibilidad fuera de lo normal, flexibilidad que se ha mantenido en gran parte a pesar de mi musculación. Gracias a eso estaba haciendo los lumbares a buen ritmo por lo que el entrenador decidió que no necesito mejorar en esa faceta y me dijo que parara.

-Bien ya está bien de esto, levántate, veamos cómo estás de piernas.

Acto seguido colocó unos palos en línea recta separados entre sí por unos tres metros cada uno.

-Muy bien, esto es lo que tienes que hacer, primero corres a la segunda marca y vuelves a la primera, corres a la tercera y vuelves a la segunda, corres a la cuarta y vuelves a la tercera, y así sucesivamente, cuando llegues al final haz lo mismo en sentido contrario, ¿alguna duda?

-No sensei, ahora mismo sensei.

Aunque ya tenía los músculos algo entumecidos por todo el ejercicio anterior, me puse a hacer el ejercicio lo más rápido que pude. Este fue el ejercicio que más me costó de todos, no tanto por las distancias recorridas sino por los continuos cambios de ritmo que tenía que ejecutar y por la alta intensidad que tenía que llevar para no retrasar a los demás, que también estaban con el ejercicio como yo. Pronto mis rodillas acusaron esa intensidad y empecé a notar un ligero dolor.

El ejercicio finalizo después de que todos hubiésemos completado tres veces el recorrido.

-Muy bien, ya podéis parar con este ejercicio, ahora haremos nuestro último ejercicio físico antes de comenzar con los combates, vosotros dos, ayudadme a colocar esto más rápido.

El maestro empezó a darles instrucciones a dos de los alumnos para colocar una especie de circuito de obstáculos, con varias vallas que había que saltar, conos por los que había que zigzaguear, y demás.

Esta fue el ejercicio que más me costó, de hecho, fui el más lento de todos en completar el circuito la mayoría de las veces que lo hice. Estaba claro que la agilidad no era mi fuerte, sobretodo con lo corpulento que soy, apenas podía saltar las vallas, y además, ya estaba muy cansado de los ejercicios anteriores, aunque supongo que todos los aprendices estaríamos igual de exhaustos después de un entrenamiento tan intensivo, por lo que eso no era excusa. Simplemente soy demasiado lento, y tenía que admitirlo.

Al fin acabamos con el trabajo físico, y podríamos comenzar con los combates, desde luego disfrutaría más esa parte.

-Muy bien, ya habéis acabado, ahora descansad un rato, que dentro de poco empezareis a luchar.

Estaba bastante cansado, me incliné para coger aire.

-¿Estás bien?

Me vino un aprendiz a preguntar, apenas le pude contestar, ya que estaba demasiado ocupado jadeando como para poder hablar, eso era un poco humillante para mí, ya que era el único que estaba tan visiblemente cansado en el dojo, supongo que los demás ya estarán acostumbrados a tanto trabajo físico.

Mientras yo me había ido a beber algo de agua para recuperarme un poco, un chaval con el pelo largo, que llevaba un kimono bastante colorido y un cinturón negro, se me acercó para hablar conmigo.

-Parece que estás un poco cansado ¿no, grandullón?

Su voz era bastante aguda para un hombre de su aspecto, eso unido a la extraña entonación que le daba, y al kimono, hizo que tuviera que contenerme para no reírme.

-¿Has venido para algo importante? ¿o solo vienes a incordiar?

-¡Hey! no te pongas así, solo quería saber si estabas bien, alguien como tú no debería entrenar a este ritmo, podrías tener problemas de corazón, y nadie quiere eso.

-Lárgate si no quieres que te eche yo a patadas.

-Cálmate un poco, solo te estoy diciendo que no me gustas, no te quiero aquí, el maestro te presta demasiada atención que debería estar prestándome a mi, ¿sabes que es lo que ha dicho?, que tienes potencial para ser su mejor aprendiz. Su mejor aprendiz soy yo y  no puedo permitir que  nadie me quite el puesto y menos un viejo como tu, así que será mejor que seas tú el que se vaya.

-¿Y porque no decidimos eso con un combate? El que pierda se va de aquí, así podré darte una buena lección, y no tendré que volver a ver tu jeta por aquí nunca más.

-Te veo con mucha confianza, está bien, acepto tu oferta, cuando el sensei te llame para combatir yo seré tu rival, ten cuidado, no creo que quieras hacerte daño.

Ese tipo me había puesto de los nervios, estaba deseando salir a combatir y dejarle las cosas claras, pero tenía que esperar a que el sensei me lo dijera  para no meterme en un buen lío, poder dar una paliza en condiciones sin que nada nadie me lo impidiera era lo que más me gustaba del boxeo amateur, nada indica que con el karate vaya a ser diferente.

Tras unos minutos de descanso el maestro nos mandó sentarnos en círculo, y fue llamando a sus aprendices de uno en uno al centro para que lucharan, emparejándolos el mismo, lo que no me gustaba, ya que corría el riesgo de no poder pelear con el niñato de antes.

Disfruté bastante viendo como peleaban, sus estilos eran bastante espectaculares, pero no parecían hechos para mí, demasiado efectismo, hacía falta ser muy ágil, más de lo que yo lo soy, para poder realizar los movimientos que estaban realizando frente a mí.

-Muy bien ahora te toca a ti Tora, ven aquí, vamos a buscarte a un rival.

Al parecer el tal Tora era el niñato de antes, ahora solo necesitaba que el sensei me llamara para poder partirle la cara.

-Bien, creo que ya he decidido tu rival, será…

-¡Espera! Me gustaría que mi rival fuera el nuevo, ese tal Tyson.

-¿Estás seguro?, ¿no crees que es demasiado pronto para él?

-A mi no me parece que sea demasiado pronto-dije rápidamente-también me gustaría luchar contra él.

-Está bien, si los dos estáis de acuerdo,  no hay más que decir, podéis comenzar en cuanto ambos estéis listos.

Me levanté al instante y me coloqué en frente a mi rival, tan solo el brazo del maestro, situado entre nosotros dos, nos impedía comenzar. Tras hacerle una señal con la cabeza para indicarle que estoy preparado, y que mi rival hiciera lo propio, levantó el brazo y se apartó, dando así el pistoletazo de salida.

En cuanto levantó el brazo el tal Tora se lanzó sobre mí con una velocidad impresionante, me pilló algo desprevenido ya que estaba acostumbrado a que mis oponentes midieran siempre cada movimiento antes de darlo, pero aun así pude bloquear gran parte de los golpes, aunque no todos, y el ya había tomado la iniciativa.

-Que pasa viejo, ¿demasiado rápido para ti?

Intenté darle algún golpe, pero cada vez que separaba mis brazos de mi cuerpo, mi rival lograba acertarme en la cara con una patada o algún otro  tipo de golpe, la lluvia de golpes era interminable. Llegado un momento, tuvo que parar durante tan solo un segundo, e intenté aprovechar ese segundo dándole un directo de izquierda, pero logró esquivarme con una facilidad pasmosa, inclinándose levemente, para después iniciar su contraataque sujetándome el brazo con el que trataba de golpearle, haciéndome perder el equilibrio tirando y poniéndome una zancadilla.

-¿Necesitas ayuda para levantarte?

-No es bueno regodearse así, cuando pierdas será mas humillante.

Tora soltó una media sonrisa despectiva que me puso de los nervios, continué intentando contraatacarle, pero cada vez que lo intentaba me esquivaba y me volvía a golpear, aunque la mayoría de las veces lograba bloquear sus golpes.

El combate continuó así durante varios minutos, yo bloqueando sus ataques, y el esquivando los míos. Aunque a ojos inexpertos todo parecía indicar que iba a perder la pelea, hubo un detalle que me dio fuerzas para seguir, le podía escuchar jadear, y es que, aunque yo era el único al que estaban golpeando, prácticamente no me había movido del sitio, mientras que Tora se pasó todo el rato corriendo de un lugar a otro y golpeándome sin parar, insistiendo sin parar con las patadas, lo que le desgastaría todavía más que cualquier otro movimiento, ya que necesitaba mucha energía para levantar sus piernas hasta que alcancen mi altura y mantener el equilibrio. En ese momento supe que si nada cambiaba, sería yo el ganador, tarde o temprano perdería su agilidad, y podría acertarle en uno de mis ataques, y yo solo necesito acertar una vez.

-¿Es que no piensas atacar? ¿Acaso te vas a pasar todo el día cubriéndote el cuerpo con tus antebrazos?

-Si he de hacerlo para ganar el combate, lo haré.

Parece que Tora también se dio cuenta de lo que estaba pasando, en vano trató de aumentar la fuerza de sus golpes para romper mi defensa de una vez, pero el efecto del cansancio en la velocidad de sus movimientos era cada vez más notable, y estaba bastante claro que en cualquier momento sería tan lento que podría tumbarle sin problemas.

Al fin vi mi oportunidad después de que Tora tuviera un pequeño traspiés intentando darme una patada, pero me precipité, Tora se recompuso rápido y pudo hacerme perder el equilibrio barriendo mi pierna.

Conmigo en el suelo tuvo vía libre para destrozarme, comenzó a patearme y golpear mi cabeza contra el suelo llevado por su ira hasta dejarme tan malherido que entre el público hubo quien creyó que mi vida sufría peligro.

Me dejó tendido y ensangrentado en el suelo, celebró su victoria pavoneándose, gritando y bailando ante las inexpresivas caras de sus compañeros, que tan sólo podían pensar en la figura que se alzaba tras él.

-Deberías mirar detrás de ti.

Dejó de bailar, se calló y se giró confuso.

-¿Qué es lo que pas…

Casi instantáneamente (tan solo con un ligero retraso acorde a la velocidad de la luz) su cara se volvió pálida, y comenzó a tartamudear, no podía creer la información que sus ojos enviaban a su cerebro, era imposible que el cuerpo que había frente a el se tuviera aún en pie.

-Ya te he dicho, que si te pavoneas así, la derrota, será mucho más humillante.

Hablaba lentamente y con muchas pausas, ya que necesitaba tiempo para respirar.

-Da igual que sigas en pie, ¡volveré a tumbarte!

Rápidamente Tora corrió hacia mí y me golpeó la cabeza con una patada giratoria, no hice nada por esquivarlo, no lo necesitaba, mi cara era suficiente para detener la trayectoria de su pierna.

-¿Que pasa? ¿estás demasiado herido para luchar?

-Ese es tu problema-la cara de Tora mostraba su miedo, no podía creer que siguiera en pie como si nada después de recibir su ataque de lleno- tus golpes, son demasiado débiles.

Antes de que le diese tiempo a recomponerse le golpeé con un crochet directo a su rostro, que le impactó de lleno.

-Te has vuelto demasiado lento-mientras hablaba, le golpeé en el estómago- y el miedo te paraliza.

Le golpeé con un gancho que le alcanzó el mentón con fuerza y le lanzó por el aire unos metros.

-Y si no tienes tu velocidad, y no puedes esquivar mis golpes…

-¡Espera! ¡Espera! ¡Me rindo!

-No podrás resistirlos.

Ante sus gritos desesperados, respondí sin ningún ápice de compasión, lanzándole un crochet largo en el que se giré el puño para impactar con la zona de los nudillos, un golpe llamado swing, con una fuerza terrible, con el que le partí la nariz y le salté unos cuantos dientes, dejándolo tirado en el suelo y ganando al fin la pelea.

-Odio los cobardes que tratan de evadir su derrota con un simple me rindo. ¡Se un hombre!, afronta las consecuencias de tus actos.

La reprimenda fue inútil, Tora no había resistido el golpe, se desmayó en cuanto tocó el suelo, por lo que no tuvo la oportunidad de escuchar mis palabras, me di cuenta cuando me di la vuelta para verle.

-¿Tenéis un botiquín cerca? creo que ese inútil necesita que alguien le atienda, al menos si quiere seguir viviendo.

-Por supuesto, ahora os atenderemos a los dos, felicidades por la victoria.

Unos cuantos aprendices recogieron el cuerpo de Tora en una camilla y se lo llevaron, probablemente a ver a un médico, No pude evitar sonreír al ver su cara, totalmente deformada por el golpe, su nariz estaba rota, los ojos hinchados, le faltaban varios dientes y toda la cara estaba manchada de su propia sangre.

-Bien grandullón, tu túmbate aquí.

Me giré, detrás de mí había otros cuatro con una camilla, al parecer también querían llevarme así al médico.

-¿Que se supone que estáis haciendo?

-Vamos a llevarte al médico, no estás en condiciones para caminar.

Les miré fijamente, entre los cuatro no debían pesar mucho más que yo.

-¿En serio creéis que vosotros estáis en mejores condiciones para llevarme que yo? Apenas podríais levantarme del suelo, indicadme el camino y ya voy yo.

-Está bien, será como tú digas, te atenderán por ahí

Fui donde me indicaron y un médico me atendió, los cuidados que me aplicó fueron menos de los que le gustaría, debido a mi no colaboración, los gastos los pagó el dojo.

Después de que me curaran volví al dojo, ya que uno de los aprendices me dijo que el maestro quería verme. En cuanto entré por la puerta lo vi, y junto a el tenía una caja.

-Hola me alegro de verte, quería felicitarte por la victoria.

-¿Solo era eso? ¿Para eso me haces venir aquí?

-No, no es solo por eso, también quería hacerte unos regalos.

Abrió la caja, y en su interior había un traje de karate y unos guantes, ambas prendas eran bastante viejas

-El de antes fue de los mejores combates que he visto en mucho tiempo, tienes mucho futuro, y me gustaría que te llevases esto, como un regalo.

-¿Ya está? Es que tenéis por costumbre en este dojo regalarle cosas a los que le dan una paliza a vuestros aprendices.

-No, no es solo esto, este traje, y estos guantes, pertenecieron a mi maestro.- Podía notársele la nostalgia en la cara- ganó infinidad de torneos con ellos, era una delicia verle combatir.

-Será un honor llevarlos, se ve que les tienes mucho aprecio.

-Murió  con esto puesto-continuó hablando, ignorando lo que le dije-Haciendo lo que más le gustaba, luchar. En todos sus combates, acababa siempre peor que su rival, sin embargo, siempre les vencía porque nunca se rendía, daba igual cuantas veces le golpearan, siempre se mantenía en pie.

Se paró durante un instante, parecía que en cualquier momento se podía echar a llorar.

-¿Y cómo murió?

-Como te dije, fue en una pelea, en la final de un importantísimo torneo, lo había ganado en todas las ediciones en las que participó, pero esta vez le tocó un rival demasiado fuerte incluso para él…

-Y perdió el combate- interrumpí, al ver que no era capaz de continuar con la historia, no era difícil notar la emoción que sentía en ese momento.- y con el combate, su vida.

-No, no fue como piensas. El combate fue espectacular, apoteósico, fue el mejor combate que he visto jamás, ambos oponentes pelearon al límite de sus fuerzas, destrozándose físicamente. Cuando por fin llegó el último asalto, en el último golpe, ambos se golpearon a la vez, el rival cayó inconsciente, perdiendo por k.o. pero mi maestro permaneció en pie.

Fue cuando el árbitro del combate fue a levantarle el brazo en señal de victoria que nos dimos cuenta de la tragedia, ya estaba muerto. Resistió el golpe lo justo para permanecer en pie, e incluso después de muerto, permaneció en pie, incluso después de muerto, logró ganar el combate.


-Es una gran historia, tu maestro parece un gran hombre.

-Lo fue. El caso es que, hoy, cuando has luchado contra Tora, he visto a mi maestro en ti, la manera en la que resistías sus golpes, manteniéndote en pie en todo momento pese al dolor, eres la encarnación de mi maestro, y por eso quiero que te lleves esto. Estes guantes, han visto en primera persona las mejores batallas que se han visto, y se merecen volver a vivirlas, y tú eres el único hombre que puede darles eso.

-Es un gran honor, los llevaré con orgullo.

-Eso espero, ahora, ¿te marcharás? ¿donde irás?

-No lo se, no tengo ningún plan, iré donde me depare el destino.

asdf

Mensajes : 16
Fecha de inscripción : 25/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
505/505  (505/505)
Energia:
355/455  (355/455)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por Zura el Vie 29 Ago 2014, 18:27

On: Sales muy feliz con tus premios, y mientras te marchas del dojo notas que al sensei se le cae una lagrima
-Tengo un presentimiento de que tendras un destino grande.. te espera un gran futuro, lo presiento-
Off: No hay problema, la proxima vez especifica a la hora de pedir el monologo Very Happy +95 all stats , y -100 energia

_________________








-Hablo-
Narro
Pienso
avatar
Zura

Mensajes : 88
Fecha de inscripción : 21/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
336/336  (336/336)
Energia:
366/366  (366/366)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por asdf el Vie 29 Ago 2014, 19:06

Había sido una gran experiencia la que pasé en el foro, pero ya era hora de salir de esta isla, así que me dirigí al puerto para encontrar la manera de agenciarme un bote.

asdf

Mensajes : 16
Fecha de inscripción : 25/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
505/505  (505/505)
Energia:
355/455  (355/455)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por Zura el Mar 02 Sep 2014, 14:38

Llegas al puerto, con un poco de dolor en la cara, aunque no era nada importante, ay mucha gente por todos lados, y un monton de barcos, pequeños, grandes, de todos los tamaños

_________________








-Hablo-
Narro
Pienso
avatar
Zura

Mensajes : 88
Fecha de inscripción : 21/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
336/336  (336/336)
Energia:
366/366  (366/366)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por asdf el Miér 03 Sep 2014, 12:04

busco un bote pequeño que esté vacío y me monto en el y zarpo hacia alta mar.

asdf

Mensajes : 16
Fecha de inscripción : 25/08/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
505/505  (505/505)
Energia:
355/455  (355/455)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por Admin el Miér 03 Sep 2014, 15:46

Post en el mar y sumate 10allstats
avatar
Admin
Admin

Mensajes : 80
Fecha de inscripción : 28/07/2014

Hoja de personaje
Nivel y Exp:
Nivel y ExpNivelExperiencia
1

Vida:
45000/45000  (45000/45000)
Energia:
50000/50000  (50000/50000)

Ver perfil de usuario http://onepieceneworld.foroa.org

Volver arriba Ir abajo

Re: Episodio 1

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.